Clínica de Fisioterapia. Estamos especializados en bebés y embarazadas.


  Llámanos : +34 605 787 829

aire acondicionado

Contractura y aire acondicionado ¿Hay relación?

Comienza el verano y con él nuestras ansiadas vacaciones. Queremos disfrutar al máximo de nuestros merecidos días. La gran mayoría tiene como destino las zonas de playa. Y con ella, el calor y ¿cómo no?, el aire acondicionado.

¿Quién no ha tenido que buscar un fisioterapeuta en sus vacaciones por una tortícolis o una contractura muscular? ¿Y por qué ha sido provocada?

Nuestro cuerpo reacciona ante el exceso de calor provocando la sudoración para enfriar  y mantener un equilibrio de nuestra temperatura corporal. Si la refrigeración del cuerpo se hace de manera artificial y además, recibiendo el chorro de aire frío directamente a nuestro cuerpo, éste va a oponerse provocando una contracción muscular.

Por otra parte, tenemos la costumbre de tenerlo a temperaturas bastante bajas (22º)  en la oficina, la casa y los centros comerciales. Cuando salimos al exterior, sufrimos un gran cambio de temperatura y volvemos a impedir que nuestro cuerpo se equilibre solo.

Para evitar esa contracción brusca del cuerpo y la consecuente contractura o tortícolis que puede hacer que empecemos nuestras vacaciones con mal pie deberíamos:

  • Evitar el contacto directo del aire acondicionado con nuestro cuerpo, especialmente cuello y espalda.
  • Programar el aire acondicionado a una temperatura media de 24 grados.
  • Regular de manera progresiva la temperatura de las habitaciones o el interior del coche.

¿Y si ya tengo la contractura?

Realiza estiramientos y aplícate calor. Si las molestias continúan, acude al fisioterapeuta.

Este artículo fue publicado primero por Teresa Guijarro Segovia para Clínica VASS.

Artículos relacionados con Fisioterapia y Osteopatía

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *